Conceptos Categóricos

COVID-19 Y <I>SHOCK</I> HIPERINFLAMATORIO EN NIÑOS

COVID-19 Y SHOCK HIPERINFLAMATORIO EN NIÑOS


London, Reino Unido
Se refieren los hallazgos clínicos de 8 niños, previamente asintomáticos, con síndrome hiperinflamatorio en el contexto de la pandemia de la enfermedad por el nuevo coronavirus (COVID-19). El síndrome se caracterizó por compromiso de múltiples órganos, similar al que se observa en los pacientes con shock y enfermedad de Kawasaki.

The Lancet 1-2

Autores:
Riphagen S

Institución/es participante/s en la investigación:
Evelina London Children’s Hospital Paediatric

Título original:
Hyperinflammatory Shock in Children During COVID-19 Pandemic

Título en castellano:
Shock Hiperinflamatorio en Niños Durante la Pandemia de COVID-19

Extensión del  Resumen-SIIC en castellano:
1.88 páginas impresas en papel A4
Introducción
El South Thames Retrieval Service in London, UK, brinda asistencia intensiva pediátrica y servicio de rehabilitación para alrededor de 2 millones de niños del sudeste de Inglaterra. Durante un período de 10 días, a mediados de abril de 2020, se comprobó un brote de shock hiperinflamatorio en 8 niños, con hallazgos similares a los de la enfermedad de Kawasaki atípica, a la enfermedad de Kawasaki con shock como síntoma de presentación, o síndrome de shock tóxico; el número típico de niños con estas manifestaciones clínicas es de 1 o 2 por semana. En el presente estudio se refieren las características de estos ocho pacientes.  

Resultados
Todos los niños habían estado en perfecto estado de salud antes de la consulta; 6 enfermos eran descendientes afrocaribeños y 5 eran de sexo masculino. Con excepción de un paciente, los restantes estaban por encima del percentil 75 para el peso. Cuatro enfermos tenían antecedente de exposición familiar a enfermedad por coronavirus 2019 (COVID-19 por su sigla en inglés). Las manifestaciones clínicas fueron similares en los 8 pacientes; todos presentaban fiebre (38 a 40 ºC), exantemas variables, conjuntivitis, edemas periféricos, dolor generalizado en extremidades inferiores y manifestaciones gastrointestinales importantes. En todos los enfermos se constató progresión a shock vasopléjico caliente, refractario a la resucitación con fluidos que motivó, eventualmente, el tratamiento con noradrenalina y milrinona, como terapia hemodinámica de sostén. La mayoría de los enfermos no presentaba síntomas respiratorios; sin embargo, 7 pacientes debieron ser tratados con asistencia ventilatoria mecánica para lograr la estabilización cardiovascular. Además de la fiebre y el exantema persistentes, los pacientes presentaron derrame pleural, derrame pericárdico y ascitis, hallazgos sugestivos de un proceso inflamatorio difuso. En todos los pacientes, las pruebas para la detección del coronavirus del síndrome respiratorio agudo grave (Severe Acute Respiratory Syndrome Coronavirus 2 [SARS-CoV-2]) fueron negativas en lavado broncoalveolar o aspirado nasofaríngeo. En 7 de los 8 niños no se aisló ningún germen, a pesar de claros indicios de inflamación o infección, como niveles altos de proteína C-reactiva, procalcitonina, ferritina, triglicéridos y dímero-D. En el paciente restante se aislaron adenovirus y enterovirus. Los hallazgos electrocardiográficos basales fueron inespecíficos; sin embargo, en la ecocardiografía se observaron anormalidades en los vasos coronarios. En un paciente, estos trastornos evolucionaron con la formación de aneurismas gigantes en el transcurso de alrededor de 7 días después del alta de la unidad de cuidados intensivos (UCI) pediátricos. Un paciente presentó arritmia y shock refractario, requirió sostén extracorpóreo y falleció como consecuencia de un amplio infarto cerebrovascular. Se observó aumento importante de las enzimas cardíacas durante la internación, como marcador de compromiso del miocardio. Todos los pacientes fueron tratados con gammaglobulina por vía intravenosa (2 g/kg) en las primeras 24 horas, y antibióticos (ceftriaxona y clindamicina). Posteriormente, 6 enfermos fueron tratados con 50 mg/kg de aspirina. Todos los enfermos fueron dados de alta de la UCI pediátrica después de 4 a 6 días de internación. A partir de ese momento, dos enfermos presentaron pruebas positivas para SARS-CoV-2 (incluido el paciente que falleció, en quien el virus se aisló después del deceso). Los enfermos que sobrevivieron están siendo estrictamente controlados para la detección de anormalidades en arterias coronarias.  

Conclusión
En opinión de los autores, los hallazgos clínicos mencionados podrían reflejar un nuevo síndrome que afecta a niños previamente asintomáticos con infección por SARS-CoV-2; el síndrome hiperinflamatorio se caracteriza por compromiso de múltiples órganos, similar al que se observa en los pacientes con enfermedad de Kawasaki con shock como primera manifestación clínica. Indudablemente, la complejidad del cuadro clínico de los enfermos obliga a un abordaje multidisciplinario, con profesionales especializados en cuidados intensivos, cardiología, enfermedades infecciosas, inmunología y reumatología. Los pediatras en general deben estar particularmente alertas a posibles pacientes con estos síntomas de presentación, para que la enfermedad sea rápidamente detectada y tratada. Al momento de la publicación del presente estudio, una semana después de la primera presentación, en la UCI de cuidados pediátricos el Evelina London Children’s Hospital se asistieron a más de 20 niños con signos y síntomas similares a los referidos en estos 8 enfermos. En total 10 pacientes (incluidos los 8 presentados en esta ocasión) presentaron anticuerpos contra SARS-CoV-2.
ua40317